miércoles , 30 septiembre 2020
El dramaturgo alcarreño, Antonio Buero Vallejo

La SGAE reivindica la vigencia de Antonio Buero Vallejo, ‘dramaturgo del compromiso ético y social’ en el 20º aniversario de su muerte

Este miércoles 29 de abril se cumple el 20 aniversario de la muerte de Antonio Buero Vallejo, (Guadalajara, 29 de septiembre de 1916 – Madrid, 29 de abril de 2000), uno de los dramaturgos españoles más importantes e influyentes del siglo XX.Genio y creador de un teatro realista, pero cargado de un simbolismo que le permitía sortear la censura, Buero abordó en sus obras problemas universales a través del compromisoético y social con la sociedad española de la posguerra.

En su teatro, el autor, nacido en Guadalajara, pero residió muchos años en Madrid, logró que la clara impronta social conviviera con una destacada capacidad de innovación formal y experimental que renovó el género dramático en España, según han informado fuentes de la SGAE en un comunicado

Casa natal de Antonio Buero Vallejo en Guadalajara

Desde sus inicios, Buero mantuvo una posición crítica con el franquismo, lo que le causó problemas con la censura, que llegó incluso a prohibir la representación de alguna de sus obras.

Buero Vallejo se inscribió como socio de la SGAE en 1949; el mismo año que el Ayuntamiento de Madrid le concedió el Premio Lope de Vega de Teatro por Historia de una escalera, su obra más emblemática. En ella, Buero retrata los conflictos, aspiraciones e inquietudes de unos vecinos, con el telón de fondo de una escalera.

Representación de Historia de una escalera (1949), con Gabriel Llopart y Elena Salvador. Fondo Antonio Buero Vallejo del Archivo SGAE

La distancia entre la realidad y los sueños, el implacable paso del tiempo y el sentido trágico de la vida son potentes elementos dramáticos presentes en esta obra y que seguirá explorando a lo largo de toda su dramaturgia.

Además de Historia de una escalera, obras como En la ardiente oscuridad, La tejedora de sueños, Madrugada, Hoy es fiesta, Las cartas boca abajo, La doble historia del doctor Valmy, El concierto de San Ovidio, El sueño de la razón, Llegada de los dioses, La fundación, Caimán, Diálogo secreto, Lázaro en el laberinto o Música cercana y, de manera destacada, El tragaluz, obra experimental en la que realiza una ácida crítica de la España franquista del momento, le reafirman como uno de los dramaturgos españoles más importantes del siglo XX.

Sus obras han sido dirigidas por figuras tan destacadas como Cayetano Luca de Tena, Juan Carlos Pérez de la Fuente, José Osuna, Manuel Canseco o Josefina Molina (en el cine).

Entre los actores que han interpretado el teatro de Buero encontramos a Emilio Gutiérrez Caba, Pepe Sancho, Conchita Bardem, Tony Isbert, Adriana Ozores o Victoria Rodríguez, con quien el dramaturgo contrajo matrimonio en 1959.

Dibujo del poeta Miguel Hernández realizado por Antonio Buero Vallejo

Dramaturgo y pintor

Antonio Buero Vallejo (Guadalajara, 29 de septiembre de 1916 – Madrid, 29 de abril de 2000), en su juventud es acusado de «adhesión a la rebelión», por lo que permanece en prisión desde 1939 hasta 1946.

Allí coincide con Miguel Hernández, con quien entabla una fuerte amistad y de quien hace uno de los retratos del poeta que han pasado a la posteridad. Al ser puesto en libertad, comienza a colaborar en diversas revistas como dibujante y escritor de pequeñas piezas de teatro. La pintura fue su otra gran pasión.

En 1986, afirmó: “Soñé con ser pintor. Aún no sé a qué atribuir el cambio de los pinceles por la pluma. Y conste que no es una figura retórica; yo escribo a mano. A mis veintitrés años pensé que yo tendría que escribir, quizá porque la tremenda época en que vivimos iba ya dejando en mí un poso de experiencia personal que parecía requerir más que la expresión pictórica, la literaria”. En 1993, publica Libro de estampas, donde se recogen pinturas acompañadas de textos inéditos del autor.

Su carrera literaria combinó el éxito del público, que identificó en las obras de Buero una voz cercana a su realidad social, y el respaldo de buena parte de la crítica, que reconocía el valor formal de sus obras y su capacidad para traer a España tendencias experimentales presentes en otros países.

Sello de Correos en honor a Antonio Buero Vallejo

A nivel institucional, Buero obtuvo reconocimientos tan relevantes como el Premio Nacional de Teatro (1980), el Premio Cervantes (1986), la Medalla de Oro del Ayuntamiento de Madrid (1998) o el Max de Honor de las Artes Escénicas (1999), de la SGAE. Además, En 1971 ingresó en la Real Academia Española, fue nombrado socio de honor del Círculo de Bellas Artes y del Ateneo de Madrid.

Buero Vallejo en los Premios Max de 1999.

La Sala Berlanga acogió en noviembre de 2016 un homenaje en torno a su figura y obra, organizado por la Fundación SGAE con motivo del primer centenario de su nacimiento (1916), que incluyó una exposición, la presentación del libro Campanas a medianoche, adaptación española que elaboró el dramaturgo para el guion de la película homónima de Orson Welles, la proyección de la película Esquilache y una lectura dramatizada con una selección de sus obras, entre otros actos conmemorativos.

Fondo Buero Vallejo

El Centro de Documentación y Archivo de la SGAE custodia y conserva un Fondo Buero Vallejo, que incluye fotografías personales; además del manuscrito de La tejedora de sueños, así  como algunos ejemplares de obras suyas, que se incluyen dentro de las diversas colecciones teatrales que conserva el CEDOA.

Cabe destacar que, tanto la colección fotográfica (rica iconográficamente ya que ilustra muchos montajes de sus obras) como el manuscrito de La tejedora, fueron donados por el autor. Además, de su faceta como artista plástico, conservamos un retrato de Miguel de Unamuno que forma parte del legado del dramaturgo Jaime Salom.

En 2016, la Fundación SGAE organizó una muestra con motivo del primer centenario del nacimiento de Buero Vallejo.

Asimismo, el autor cuenta con un museo en su ciudad natal, Guadalajara, que fue inaugurado el 13 de diciembre de 2016 por el entonces alcalde, Antonio Román, y la viuda del dramaturdo, Victoria Rodríguez.

La viuda de Antonio Buero, Victoria Rodríguez, inauguró el museo Buero Vallejo en Guadalajara el 13 de diciembre de 2016

Acerca de El Heraldo del Henares

Diario digital de Guadalajara y el Corredor del Henares fundado en 2009.

Ver también

La hostelería y el ocio nocturno alcarreño, al límite de sus fuerzas ante el cúmulo de restricciones, pide más ayudas

Representantes de la Federación provincial de Turismo y Hostelería de Guadalajara, integrada en CEOE-CEPYME Guadalajara, …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.