viernes , 19 abril 2024

‘La tumba de Keats’, de Juan Carlos Mestre: “Un litoral inglés frente a los muros de Roma”

Enmarcado en el ciclo “Poetas en la Abadía”, el pasado jueves el Corral de Comedias de Alcalá de Henares acogía la actuación Juan Carlos Mestre, ensayista, artista gráfico y poeta laureado, entre otros, con el Adonáis (1985) y con el Premio Nacional de Poesía (2005). En escena los versos del extenso poemario La muerte de Keats, compuesto durante su residencia artística En la Academia de España en la ciudad del Tíber.

Juan Carlos Mestre

Con dramaturgia y dirección de Brenda Escobedo más que un recital poético al uso, lo que vimos anoche en el Corral fue una representación tout court protagonizada por el propio autor en una perfecta simbiosis con la música en vivo de Cuco Pérez. Se trata de un gozoso reencuentro con la figura del rapsoda desgranando con voz portentosa y con estudiadas inflexiones tonales los versos de este poemario nacido de las entrañas del autor, de ese sustrato más profundo –“oscura raíz del grito”- del que brota la verdadera poesía.

Poesía testimonial (“Así has visto tú la herramienta de la acusación en manos del incorruptible”), auténtica fe de vida que combina la confesión íntima y la sátira más desgarrada y virulenta con un vago tono elegíaco en largas tiradas de versos que nos recuerdan, a veces, el ímpetu vitalista de un Whitman, el azufre del más vitriólico Valle-Inclán o el irracionalismo onírico del Lorca de Poeta en Nueva York. Imágenes fulgurantes, abruptos contrastes, incisivas paradojas, los  versos de Juan Carlos Mestre resuenan entre las paredes de este vetusto y recoleto Corral de Comedias ora reconviniéndonos como madre solícita, ora hiriéndonos con la inclemencia del sayón, ya señalándonos con el dedo acusador del tribuno, ya alertándonos con los oscuros vaticinios del profeta.

 

“Ese día vas a dejar flores en la tumba de Keats” (…) “el que escribió su nombre en el agua como un culpable en la tierra / el que en su vértice vacío está tumbado hacia arriba …”  y es allí, ante la tumba del joven y malogrado escritor, en ese paisaje desolado, imagen de la ruina del hombre, a las afueras de la Ciudad Eterna, donde al poeta le sorprende la iluminación: frente al homérico “canta, oh diosa, la cólera del pélida Aquiles…”, el poeta esgrime su “Bella rosa mortal escúchame bajo los harapos de tu vieja retórica”, marcando así el tono de su fecunda y dilatada semblanza sobre la decadencia de la cultura occidental, o expresado en una de sus rutilantes imágenes: “El collage de Roma tatuándose sobre el torso desnudo del favorito de Adriano”

La tumba de Keats

Versos vehementes e inspirados por donde discurre la Roma de Trajano, la Roma imperial, la del papado; “la de las piedras que permanecen erguidas sobre la significante ruina de los palacios barrocos, recubiertas por el estigma de la noche lunar”; pero también la que “exalta su destrucción en la lengua de Dante”, la del hedor del privilegio feudal de los Caballeros de Malta, la de la traición a Gramsci, la de los trenes de los deportados judíos, la del frío cadáver en Ostia de Pier Paolo Pasolini, … Un caudaloso e interminable torrente de imágenes, voz del bardo antiguo flagelo de los poderosos, del visionario que escruta en las actitudes y el comportamiento del hombre moderno sus contradicciones y miserias, sus miedos e incertidumbres, su nihilismo estéril; voz que clama en el desierto, Casandra entre los muros de Troya, pero que, inasequible al desaliento, no renuncia a proclamar su verdad en un universo que, indiferente, sigue su curso ineluctable: “Cantas, entonces tristemente cantas, dices tu oración a un mundo que se acaba, mientras los astros con desgana giran como un lento eclipse sobre las cosas muertas.”

                        Gordon Craig: 21-III-2024.

Ficha técnico artística:

Autor: Juan Carlos Mestre.

Con: Juan Carlos Mestre.

Música: Cuco Pérez.

Dramaturgia y dirección: Brenda Escobedo.

Alcalá de Henares. Corral de Comedias. 21 de marzo de 2024.

Acerca de Gordon Craig

Ver también

El Tribunal Supremo condena nuevamente a Securitas Seguridad España a indemnizar a Alternativa Sindical por ‘vulnerar su derecho a la libertad sindical’: ahora con 40.000€ tras haberle obligado a pagar ya otros 25.000

El Tribunal Supremo ha condenado a la empresa Securitas Seguridad España a abonar 40.000 € …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.