lunes , 6 diciembre 2021
Fachada de la Audiencia Provincial de Guadalajara, sede también de la Fiscalía y Junta Electoral. Fotografía de Cuka Leyre

Se celebra a puerta cerrada el juicio contra la ‘manada silenciada’, la supuesta violación grupal a una niña de 12 años en Azuqueca en 2018

El juicio contra los tres integrantes mayores de edad de la denominada ‘manada silenciada’, que en marzo de 2018 supuestamente violó salvajemente a una niña de 12 años en Azuqueca de Henares (Guadalajara), se celebrará este martes 2 de febrero de 2021 en la Audiencia Provincial de Guadalajara.

Según han confirmado fuentes de la familia de la menor agredida, el juicio se celebrará contra los tres únicos agresores que eran mayores de edad el día de los hechos, dos de los cuales, incluido el que supuestamente era el líder a la manada, siguen en prisión provisional desde entonces.

Por su parte, tres de los menores que también participaron en los hechos, pactaron con la Fiscalía y fueron condenados en su día a tres años de internamiento en un centro cerrado y vigilado, más otros cinco años de alejamiento respecto de la víctima una vez que cumplan la pena privativa de libertad.

Fuentes de la Fiscalía de Guadalajara han señalado a EL HERALDO DEL HENARES que al tratarse de un juicio en el que la víctima es menor de edad no van a hacer declaraciones, ni siquiera respecto de la solicitud de pena que han formulado en su escrito de acusación.

También han señalado que el juicio se celebrará a puerta cerrada por ese mismo motivo, por lo que solo podrán acceder a la sala las personas debidamente autorizadas por el tribunal.

Por su parte, la letrada que ejerce la acusación particular en nombre de la víctima, también ha manifestado que prefiere no hacer manifestaciones públicas antes del juicio.

Una salvaje violación grupal que fue silenciada en su momento

Ocurrió hace casi ya tres años, el 15 de marzo de 2018. Una niña de 12 años de edad fue supuestamente violada de forma brutal por una ‘manada’ de al menos seis jóvenes de entre 15 y 20 años.

Sin embargo, este suceso fue silenciado por todos los organismos oficiales, que en otras ocasiones sí informan de este tipo de delitos, independientemente de la edad de la víctima, ya que los datos de estas, sean mayores o menores de edad, siempre están protegidos por ley.

Parque del Lavadero, en Azuqueca de Henares

Según pudo confirmar en exclusiva en su día EL HERALDO DEL HENARES, los hechos tuvieron lugar el 15 de marzo de 2018, cuando la menor, una niña española de 12 años de edad, se encontraba en compañía de varios amigos de su edad en el parque del Lavadero de Azuqueca.

Sobre las 13,00 horas, se presentaron varios jóvenes, todos ellos de origen marroquí y alguno nigeriano. Algunos de ellos eran conocidos de la víctima por el entorno escolar o de amistades comunes.

Según consta en las declaraciones de los testigos en el atestado policial, estos jóvenes cogieron a la niña y a una de sus amigas y se las llevaron en volandas a un edificio abandonado próximo al parque, una antigua residencia de ancianos de la calle Virgilio Navarro, que lleva varios años cerrada.

Allí, supuestamente, las introdujeron en una de las habitaciones del edificio abandona, en donde las retuvieron durante unos minutos mientras entre ellos discutían en su idioma. Minutos después, liberaron a la amiga “por ser mora”, según le explicó esta última a la víctima antes de abandonar la casa.

A continuación, se consumó la supuesta agresión sexual en la que participaron todos los integrantes de la manada, comenzando por uno de los mayores de edad, que acababa de cumplir los 18 años el día de los hechos.

A pesar de los gritos de la niña, sus compañeros no pudieron ayudarla ya que, según declararon ante la Guardia Civil, en la puerta siempre había uno de los agresores amenazándolos con un palo para disuadirles de entrar: “El que entra, no sale”, les decía.

Finalmente, tras unos 45 minutos de tortura, y cuando todos terminaron y se fueron, la niña pudo vestirse y salir a la calle donde aún seguían sus amigos.

Esa misma tarde, la Guardia Civil de Azuqueca de Henares comenzó sus investigaciones y realizó las primeras detenciones. En total, fueron identificados tres menores, así como tres mayores de edad.

La amiga de la víctima aseguró a la Guardia Civil que O. Ch. había dicho antes de entrar en la vivienda que “iba a violar a su amiga y cuando salió dijo que ya había hecho lo que tenía que hacer”.

Cuartel de la Guardia Civil de Azuqueca

Según informaron a este diario en su día fuentes jurídicas, tres de los menores pactaron sus penas con la Fiscalía y ya han sido condenados a tres años de internamiento en un centro cerrado y vigilado, más otros cinco años de alejamiento respecto de la víctima una vez que cumplan la pena privativa de libertad.

De los tres mayores de edad denunciados, con edades entre 18 y 20 años, dos de ellos siguen en prisión provisional acusados de los delitos de agresión sexual y detención ilegal.

Además, la Fiscalía se opuso en su momento ante el juzgado a que este detenido quedara en libertad porque supuestamente había utilizado a su propia novia para intentar comprar el silencio de la víctima.

Según han declarado fuentes de la familia a EL HERALDO DEL HENARES, supuestamente la novia le habría ofrecido a la menor un vehículo seminuevo y 20.000 euros en metálico a cambio de no seguir con la denuncia.

El tercer implicado mayor de edad, por su parte, quedó en libertad tras presentar una coartada, si bien también comparecerá a juicio como imputado, según estas fuentes familiares.

Acerca de El Heraldo del Henares

Diario digital de Guadalajara y el Corredor del Henares fundado en 2009.

Ver también

Siguen al alza los contagios diarios de COVID en Guadalajara pero se mantiene bajo mínimos la presión hospitalaria: ocho pacientes en planta y dos en UCI, a fecha 3 de diciembre

El Gobierno de Castilla-La Mancha, a través de la Dirección General de Salud Pública, ha …

2 comentarios

  1. Parece muy desproporcionado, el secretismo de la manada de Azuqueca y la exhibición mediático-televisiva, de la Manada de Navarra, que desde 2016 han venido sufriendo los autores de los autores de los hechos en las fiestas de San Fermín. Sus fotos, sus nombres fueron aireados a los cuatro vientos y están en Internet, para quien quiera comprobarlo.
    Después ha habido otras manadas de violadores, en varios lugares de España, pero…no han sido tratados de igual forma y la sociedad se pregunta por qué. ¿Ya no interesa salir a la calle y defender a la mujer violada?
    La desproporción es mayor por parte de los jueces, primero en la condena de la Audiencia de Navarra, a 9 años, y elevada aún más por el Supremo, hasta los 15 años por violación, en 2019.
    La niña de 12 años de Azuqueca, ¿No merece el mismo respeto o más que la joven de Navarra? La justicia que se pone la venda en los ojos o se la quita, según los casos, ¿pude seguir llamándose justa?

    • Laura Gil Pascual

      Creo que existe una gran diferencia,como dice la noticia en este caso los mayores estan en la carcel desde el dia que los detuvieron y los menores tambien en centros de menores…no como en el caso de Pamplona…y aqui nadie duda de los hechos y nadie niega lo que sucedio como en Pamplona.
      Y a puerta cerrada es debido al covid…son nedidas de prevencion.
      Espero que la sentencia se tan dura como los daños fisicos y psicologicos irreparables que han ocasionado a esta niña .

Responder a Laura Gil Pascual Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.