viernes , 19 julio 2019
Inicio / Opinión / Andrés Peláez Paz / ‘Lo dejo cuando quiera’: Breaking Bad ‘cañí’

‘Lo dejo cuando quiera’: Breaking Bad ‘cañí’

Las comedias se hacen para que el público se ría. Bien, ya estamos de acuerdo en algo. Pero, perdónenme la pedantería, ya Sigmund Freud escribió en El chiste y su relación con el inconsciente, a principios del siglo pasado, que detrás de todos los chistes cotidianos había ciertas razones que nos constituían como individuos, siendo la risa – a la vez – una revelación de lo que escondemos en nuestro inconsciente y una liberación gratificante para nuestras angustias y ansiedades.

            En el cine, esta percepción freudiana del humor se traduce casi siempre en un desafío a los acuerdos sociales que ahora conocemos, en su manera más extrema, como lo “políticamente correcto”.

            Y en Lo dejo cuando quiera, durante unos instantes, al comienzo de la película, cuando se presenta la idea dramática y a sus personajes protagonistas, uno se ilusiona al pensar que vamos a ser testigos de  una ácida crítica al trato social, profesional y económico que se da a los profesores universitarios (como yo lo soy, espero no caer en la indulgencia y el rencor, prometido) y, en general, a esa idea (que no sé si la hemos inventado aquí, en España) del trabajador pobre (pregunten, pregunten).

            Sin embargo, pronto caemos en el chiste gamberro y la escatología cañí, convencionalmente macarra, a la que ya estamos empezando, lamentablemente, a acostumbrarnos en las últimas comedias españolas, con situaciones dramáticas estrambóticas y exageradamente carnavalescas.

            No queremos ensañarnos en una película de la que destacaremos dos aspectos que la ennoblecen, en parte: por un lado, una galería de estupendos actores y lo que podríamos interpretar como un desteñido homenaje al “cine mudo” (los profesores de universidad lo llamamos slapstick): la comedia corporal, física, repleta de un nervioso movimiento que, con pesar, debemos de decir que llega al ridículo final.

            En todo caso, siempre habrá un momento para poder disfrutar (poniendo algo de negligencia y abandono por nuestra parte) de esta película loca, disparatada y desequilibrada y, sobre todo de un plantel de actores (clásicos y nuevos, muy televisivos los últimos) que nos hacen creer que siempre habrá una película que valore su talento.

            La referencia a Breaking Bad (célebre serie televisiva) en el título de esta crónica no requiere mayor explicación si se lee la sinopsis, pero no seré yo el que caiga en hacer de spoiler (¿se dice así, no?) ni por un segundo. Pero merece un comentario: qué triste que en la patria del sainete, de Arniches o Jardiel tengamos que ir a buscar argumentos en exóticos universos televisivos y que la puesta en escena intente imitar a los mismos. En fin.

Sipnosis:

Amigos desde la facultad y sobradamente preparados, Pedro, Arturo y Eligio son tres profesores universitarios a los que la crisis ha dejado sin trabajo. Cansados y sin blanca, encuentran accidentalmente la solución a sus problemas en el proyecto de investigación en el que Pedro lleva años trabajando: un complejo vitamínico que ofrece, para su sorpresa, desfase a tope sin efectos secundarios.

Los tres profesores, con el apoyo de Anabel, una abogada reconvertida en empleada de gasolinera, y de Jota, una alumna más interesada en la juerga que en los estudios, se lanzarán al mundo de la noche y de los negocios turbios para comercializar la mercancía. (FILMAFFINITY)

Ficha técnica:

Título original: Lo dejo cuando quiera

Año: 2019

Dirección: Carlos Therón

Guion: Cristóbal Garrido, Adolfo Valor

Música: Claudia Montero

Fotografía: Ángel Iguacel

Reparto: David Verdaguer, Ernesto Sevilla, Carlos Santos, Ernesto Alterio, Cristina Castaño, Amaia Salamanca, Pedro Casablanc,  Luis Varela, ProductoraTelecinco Cinema / Mod Producciones / Mediaset España / Movistar+ / Sony Pictures España

Acerca de Andrés Peláez

Ver también

Génesis (Genèse) – 2018 – Philippe Lesage

Película canadiense autobiográfica. Curioso que esta peli se divida en dos episodios independientes. El primero de …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.